sábado, 30 de octubre de 2010

¿Quién es el agresor y quien el agredido?

Hace ya unas semanas, que quería escribir sobre este tema, porque me está "quemando" ya desde hace algún tiempo.
Vivimos en una sociedad, y en un tempo, en que la palabra maltrato,está en todas las esquinas, y yo muchas veces, me pregunto: ¿a qué estamos llegando?. Pero, aparte de este tema, que ya desgraciadamente, se vuelve frecuente y al menos para mí cada vez más doloroso, se ve que también se está dando no sólo en las familias, no sólo en los matrimonios o parejas, sino,que también en las escuelas.
Y quizás haya algún maltrato del profesor al alumno, pero, también hay muchas,muchas agresiones, del alumno al profesor.
Me he enterado de un caso, en que un chiquillo, acusó de agresión a un adulto que trabajaba en el colegio. Metió en un buen follón a esta persona, y sus padres no creian al docente, sino a su hijo, y luego se descubrió que el niño estaba mintiendo, y que no era la primera vez que lo hacía, sino que ya tenía antecedentes en esto. Menos mal, que se descubrió a tiempo, pero, esta persona, lo pasó francamente mal, pues le amenazaron incluso con denunciar, cuando era totalmente injusto.
Se dice también que los niños, hoy en día están totalmente sensibilizados con el tema del maltrato o de las agresiones, pero, mi pregunta es la siguiente: ¿esta sensibilización es la correcta?;¿saben realmente los niños de verdad lo que es una agresión, y distinguirla de verdad de una que no lo es?. Se han dado casos, en que esto no ha sido así, y ha habido problemas importantes.
¿Como se podría radicar esto?. Yo pienso que algo falla,que algo se está haciendo mal, empezando por las casas, los propios hogares.
Quizás hablando de esta tema, dialogando más sobre él, haríamos ver a nuestros jóvenes, que este tema es muy serio e importante, y que se puede hacer mucho daño con él, sobretodo acusando injustamente o mintiendo.
Es verdad, que hay casos reales, pero, hay otros que no, y se puede destrozar la vida de una persona con una mentira así,¿no creeis?.
¿Cual pensáis que puede ser la defensa o protección contra esto?.

4 comentarios:

chema dijo...

la excesiva permisividad en la educación está pasando factura, y lo estamos comprobando en sucesos como este. primero se prohibió que los profesores pegasen a los alumnos. y yo en mis últimos años de colegio vi casos de provocación manifiesta de un alumno hacia un profesor, y no me habría rasgado las vestiduras si el profesor le hubiera pegado al alumno en cuestión un buen bofetón. porque si son tan hombres para tocar las narices (por no decir otra cosa) a un profesor, no creo que vaya a suponer un trauma para ellos que les pongan roja la mejilla en un momento dado.
y tengo entendido que ahora ni siquiera se les puede echar de clase... en fin, que sigan así, ya verán qué adultos en potencia están formando...

cloti dijo...

Bueno, yo no estoy a favor de pegarle a nadie, por muy fuerte que sea la provocación. No podemos olvidar que los que están en el aula son niños, con sus lacras educativas de las que no son responsables.
Indudablemente todos distinguen el bien del mal (en otro caso serían enfermos), por eso estoy convencida de que hay medios no violentos de ayudarles a reconocer la autoridad.
Sabéis que hablo desde la experiencia, jajajaja. El viernes le dije a un barbudo de 17 años: "no empieces un pulso a ver quién gana, porque no vas a ser tú aunque me saques medio cuerpo" Yo llevaba razón y él acabo pasando por el aro. No siempre lo consigo, pero sí lo hacen otros de mis compañeros, por eso ahora se habla de la "comunidad educativa" porque tenemos que hacerlo en común. Y es un trabajo precioso ¿verdad?
Vaya rollo que os he contado, jeje
Aurin, hacía mucho que no pasaba por aquí porque no era seguidora tuya y no veía tus actualizaciones. Ahora mismo lo arreglo.
Bsss
Cloti

Aurin dijo...

Gracias cloti y chema por vuestros comentarios; y en especial cloti, por hacerte seguidora. Yo tampoco estoy deacuerdo con el pegar, pero, tampoco con las injusticas.Y es que este tema me na "encendido" un poco...

Lucía dijo...

Yo creo que el problema está en la familia. Me explico, los primeros que tienen que dar ejemplo y explicarles lo que está bien y lo que está mal son los padres. Hay que darles todo el amor del mundo pero también hay que explicarles a los niños donde están los límites, no hay que dejar que hagan todo lo que quieran. Vivimos en una sociedad y hay que respetar al prójimo.
Pero hoy en día vemos cosas horrorosas, yo alguna vez en el cole al coger a los niños veo situaciones que me ponen lo pelos de punta. Veo a padres que alaban a sus hijos cuando les quitan un juguete o una pintura al niño de al lado, cuando se cuelan en la fila, cuando se rien de otro. Se sienten orgullosos de que sus hijos sean más fuertes y poderosos que los demás.
Me da una pena horrible.
De esa forma están creando unos niños que no saben que eso está mal y niños crueles.
Educar bien es difícil pero hay que hacer un esfuerzo, todos ...
Lucía